Chips de kale adictivas

La col rizada o kale, como se la conoce en Estados Unidos, es originaria de Europa aunque en los últimos años ha ganado mucha popularidad gracias a sus propiedades y beneficios y también a su auge reciente entre las celebrities americanas.

Pertenece al mismo grupo que el brécol, la coliflor y las coles de Bruselas y se cosecha durante los meses de invierno, entre noviembre y marzo.

Ojalá todo lo que se pusiera de moda fuera tan saludable como la kale puesto que esta verdura posee unas propiedades excepcionales*:

  • Elevado contenido en hierro (1,47 mg/100 g) por lo que es una opción muy recomendable para veganos y vegetarianos
  • Más calcio por ración que la leche (150 mg/100 g frente a 120mg/100g de la leche de vaca) y poco ácido oxálico que impide la absorción del mismo
  • Propiedades anticancerígenas gracias a su contenido en:
    • Vitaminas C (120 mg/100 g, el 200% de la dosis diaria recomendada) A, K (100g proporcionan el 700% de la ingesta diaria recomendada) y ácido fólico (vitamina B9)
    • Carotenoides y flavonoides, dos pigmentos naturales presentes en muchos vegetales que tienen un gran poder antioxidante y protector de las células.

Slide1Una opción muy atractiva de introducir la kale en tu dieta es con estas adictivas chips. Desde que probé las de Vegetalia soñaba con hacer unas tan deliciosas así que decidí inspirarme (como muchas otras veces) en esta receta de Lala kitchen pero añadiendo los ingredientes de Vegetalia y… voilà! Únicamente puedo decirte que están ¡ESPECTACULARES!

kale_2_conLogo_petitINGREDIENTES

  • 250g hojas de kale (sin los tallos centrales)
  • 1/4T aceite de oliva virgen extra
  • 1/3T levadura nutricional o levadura de cerveza de calidad
  • 1/3T polvo de anacardos
  • 1 c.p. cebolla deshidratada
  • 1 c.s. zumo de limón
  • Pimienta y sal marina o del Himalaya al gusto

ELABORACIÓN

Precalienta el horno a 150ºC con la opción de aire o ventilador.

Lava y retira el tallo central de las hojas de col y centrifuga o seca bien. Introduce los anacardos en un molinillo de café hasta que se conviertan en polvo fino.

Parte las hojas en trozos no demasiado pequeños y ponlas en una bandeja honda o bol grande. Mezcla bien con el resto de ingredientes con la ayuda de las manos de manera que las hojas queden bien impregnadas.

Cubre dos bandejas o rejillas con papel de hornear y extiende las hojas de col de manera que no estén demasiado juntas. Si es necesario, puedes hornear en dos veces (4 bandejas, 2 cada vez). Baja el horno a 80ºC y hornea durante una hora o un poco más. De vez en cuando abre el horno y mueve las hojas para que se sequen de manera uniforme y no se quemen. Sabrás que están hechas cuándo estén súper crujientes.

Aunque lo ideal es comerlas recién hechas (después de que se hayan enfriado) puedes guardarlas en la nevera cerradas en una bolsa hermética.

COMENTARIOS

*Las cantidades citadas se refieren a la kale cruda, sin cocción.

Lo mejor es que verifiques si tu horno incorpora una opción de secado de alimentos y sigas las instrucciones para saber la temperatura y el tiempo de cocción en cada caso.

Por supuesto, puedes hacer las chips en la deshidratadora si es que tienes una.

BIBLIOGRAFÍA

https://www.veoverde.com/2014/11/las-propiedades-super-poderosas-del-kale-o-col-rizada/

La moda de la col kale

Beneficios del kale, la verdura de moda

Tabla de composición de alimentos de la USDA (United States Department of Agriculture
Agricultural Research Service)

Anuncios
Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: